Piedras Negras enfermó por las drogas y narcotráfico, asegura alcalde

Odoo CMS- Sample image floating

Hace nueve años, la frontera de Piedras Negras, enfermo gravemente por tanta droga y delincuencia; porque aquí vivían los “capos” de la droga, donde eran amos y señores, eran quienes decidían lo que se hacía en la Ciudad, pero hoy todo es distinto, porque se ha logrado avanzar, aseguró el alcalde Fernando Puron Johnston.

A dos meses de que concluya la administración municipal, el edil hace una reflexión, y asegura que le tocó enfrentar al “toro por los cuernos”, a pesar de las amenazas de muerte que le advirtieron los Zetas.

“Hace cinco, seis, siete o nueve años, la ciudad estaba enferma; estaba llena de drogas. Pero hoy es distinto, porque se han logrado disminuir los índices delictivos de alto impacto. Pero nuestros enemigos siguen siendo los Zetas”, reconoce.

Consideró que gradualmente y gracias a las acciones de seguridad respaldadas por el la Secretaría de Marina, Sedena, Fuerza Coahuila, y policías municipales, se fue llegando a la normalidad, donde ahora el ciudadano se siente seguro al salir a las calles, al ir de compras o divertirse.

“No hay que olvidar lo que paso. La delincuencia siempre va a buscar como meterse a una ciudad como Piedras Negras. Primero porque es frontera, una zona geográfica con que colinda con el rio Bravo, porque aquí la droga vale más. Y en segundo lugar por el dinamismo económico que tiene por sus industrias e inversiones, donde se genera 16 mil nuevos empleos”, subrayó.

Destacó que el trabajo ha sido arduo, por lo que no se pueden tener todas las libertades si se quiere que haya seguridad.

“Es una lucha de todos los días. Nunca lanzare las campanas al vuelo, de que ya ganamos la batalla contra la delincuencia. La ganamos todos los días, con el trabajo, la coordinación con las diferentes fuerzas de seguridad, con la profesionalización de los cuerpos de seguridad”, mencionó.

Dijo que todos los días se trabaja en el combate de los delitos menores y mayores, con la coordinación que están clamando del Poder Judicial, para tener a los ladrones en la cárcel, por poner un ejemplo.

Indicó que los ladrones no roban para comer, sino más bien lo hacen para drogarse. Son adictos todos, y reconoció que en Piedras Negras hay drogas que antes no se tenían.

Finalmente insistió en que no hay que olvidarse de lo que se vivió, porque aquí los delincuentes tenían negocios que les permitían el financiamiento de sus actividades, desde casinos hasta la promoción de grupos famosos.

Fuente: Vanguardia

Share